Pasos para ejecutar un análisis de costos con éxito

El análisis de costos es esa parte de la economía como la relación que existe entre los costos y la producción. Su principal importancia es la de conocer el costo al momento de contratar los insumos, para poder organizar todo con la finalidad de incrementar la productividad en la empresa.

Parece algo muy sencillo de realizar, pero en realidad requiere considerar muchos detalles, y es por eso que te voy a resumir el proceso en estos sencillos pasos.

Reconoce el propósito y el alcance

Antes de iniciar un análisis de costo, lo primero que debes conocer es para qué necesitas realizar este análisis y hacia cuáles costos va a estar orientado, para facilitar la recolección de los datos que necesitas. Por ejemplo, si eres cerrajero y te han contratado para un proyecto, lo recomendable es hacer un análisis de costo para poder entregar un buen presupuesto.

En caso de que trabajes con diferentes proyectos, necesitas separar el proyecto al cual está relacionado el análisis, y si existen proyectos que comparten recursos, necesitas definir como los vas a separar, para evitar la duplicación de esfuerzos.

Y otro aspecto que debes conocer de primera mano, es el periodo de tiempo que se va a considerar para el análisis, estos pueden ser a corto o largo plazo.

Separar los diferentes costos por categorías

La organización es fundamental, por eso es recomendable que si existe la posibilidad, revises informes anteriores, porque de ser así, debes aplicar los mismos métodos utilizados anteriormente con el objetivo de mantener la continuidad y facilitar análisis posteriores.

Define los costos directos y los indirectos, los primeros son los que están relacionados con suministros y materiales, salarios de los miembros del equipo, por dar algunos ejemplos. Y los segundos son aquellos costos que se comparten con otros proyectos.

Si quieres un esquema de categorías, los puedes clasificar en costos de personal, costos de operaciones, costos de inicios, y en cada una de estas categorías podrás ubicar los costos directos e indirectos.

El paso final. Realizar el cálculo de los costos

Recuerda verificar que toda la información que emplees para el cálculo de los costos debes especificar el origen de la misma y que sean lo más reales posibles, para así poder realizar una estimación confiable.

Entonces debes comenzar a sumar los costos recopilados, y que solo le serán aplicados al proyecto que has definido originalmente. Vale destacar que en caso de realizar un análisis de costo a largo plazo, debes hacer los cálculos directos semanales o mensuales, y posteriormente se van a extender hasta cumplir el tiempo que engloba el cálculo.

También vas a comenzar a sumar los costos indirectos, recordando los límites definidos en el caso de los proyectos compartidos, para evitar duplicar los costos de la empresa en general.

Otro cálculo importante a considerar, es la depreciación de los activos que se van a utilizar. La depreciación es un término utilizado en economía y contabilidad, y consiste en la disminución periódica del valor de un bien, sea material o no, y está relacionado al desgaste del bien, puede ser por el uso o el paso del tiempo.

La depreciación suele ser aplicado a muebles, los equipos y accesorios que se emplearán en el proyecto.

error: Content is protected !!